martes, 31 de enero de 2012

CARTA DE NUESTRO PRESIDENTE DE LA FEDERACION

lauro.macias@gmail.com)
 
Querétaro, Qro., Méx., a 30 de enero de 2012
 
 
A todos los hermanos de la
Federación Latinoamericana para la
Renovación de los Ministerios.
 
Muy queridos hermanos:
                     Después de la feliz reunión de septiembre pasado en casa de Jerónimo y Clelia tuvimos la fortuna de mantener una cercana comunicación con varios de los hermanos, misma que, por parte nuestra, se espació hasta hoy.
                     Queremos pedir perdón a todos por este largo silencio. Hemos tenido varios contratiempos laborales, familiares, económicos y de salud, que nos han impedido destinar a la Federación el tiempo que hubiéramos querido. De paso, comunicamos a Uds. el fallecimiento del papá de Tere, ocurrido hace tres semanas, después de una muy larga y penosa enfermedad. Les rogamos lo tengan presente ante el Señor. Tere, por otra parte, fue dada de alta el día de hoy de una cirugía de los ojos a la que debió someterse el pasado viernes. Todo bien, gracias a Dios. Confiamos en la generosa comprensión de Ustedes y esperamos su perdón por el silencio.
                     Con toda oportunidad recibimos -12 de enero- la exhortación de Clelia para que contactemos en nuestros respectivos países a los obispos que asistirán al Sínodo. Hacemos nuestra esta petición. Clelia de forma breve, pero clara y motivante, nos expresa ahí las razones. Nuestros hermanos mayores, “puestos por el Espíritu para apacentar la grey del Señor”, también necesitan de nuestro apoyo y nuestras voces. Aquél que por voluntad de Cristo tiene la misión de “confirmar en la fe a sus hermanos”, no tiene “hot line” con el Señor, y la Historia nos enseña que no pocas veces “los de abajo” (¿?), los “simples” fieles -entre los que nos contamos nosotros-, tenemos algo qué decirle de parte de Dios.
                     ¿Sería posible que, para implementar un poco el punto anterior, hubiera un responsable en cada país, que recibiera las noticias de lo que en este sentido estén haciendo algunos de sus hermanos compatriotas y que, a su vez, lo transmitiera a alguien que lo concentrara y nos lo retransmitiera a todos?. Creo que este último servicio podría prestárnoslo Oscar, a través de su ahora “VaTo” (inicialmente INFO), magníficos vehículos de comunicación (por lo que felicitamos y agradecemos a su creador), a cuya generosidad acudimos ahora para solicitar este nuevo servicio.
                     Clelia en su correspondencia insiste siempre en que este Sínodo no debe ser un “Sínodo del Opus Dei”, sino de toda la Iglesia. Su temor es bien fundado. Parece que dentro de la Asamblea las voces que claman por la opción preferencial por los pobres, se han ido apagando. Si esto es verdad, estamos frente a una traición al Evangelio. Nuestra vocación de cristianos y de ministros ordenados no puede permitirlo. Esta es una razón más para contactar a los Padres Sinodales y, en nombre de los sin voz, urgirles esta encomienda.
                     Queremos terminar pidiéndoles de nuevo su perdón y prometiendo sinceramente la enmienda. Permítannos, para cerrar, una invitación. En su último libro sobre Jerónimo -muy certeramente subtitulado: “Autobiografía post mortem”-, Clelia nos hace un estupendo regalo: la oportunidad de beber directamente de su fuente, del pensamiento de Jerónimo. Creemos que parte de la Misión de la Federación es seguir haciendo oír su voz. Su pensamiento no ha pasado de moda, es igualmente urgente -o quizá más- que como lo fue en su momento. Participemos de su profecía. Conozcamos y difundamos su pensamiento.
                     Prometemos en breve dirigirnos de manera particular a algunos de los hermanos. Quisiéramos hacerlo a todos. Necesitamos de las luces y orientaciones de todos los Grupos, nacionales o regionales. Reavivemos la comunicación.
                     Un fraterno abrazo en el amor de Cristo. Los recordamos con cariño y gratitud.
                     Cordialísimamente:
                     Tere y Lauro,
                     desde México.

martes, 17 de enero de 2012

ORACION

Nos reunimos como pueblo bienaventurado de Dios, 
que celebra la fuerza de los pobres; que enjuga las lágrimas de los que lloran; 
que cultiva la mansedumbre; que sacia el hambre y la sed en la práctica de la justicia; 
que ejercita la misericordia; que de corazón limpio contempla el rostro de Dios 
en la promoción de la paz; que con perseverancia enfrenta persecusiones e injurias 
todos los dias. 
Somos pueblo, no obstante misericordiosos; pobres, pero mansos; 
hambrientos y sedientos, mas justos; perseguidos e injuriados, y aún así, pacificadores. 
Somos lo que somos por la gracia de Jesucristo, nuestro Señor. 
Somos lo que somos por el amor de Dios, nuestro Padre. 
Somos lo que somos por las misericordias del Espíritu Santo, nuestro eterno consolador.
 
(Luiz Carlos Ramos, basado em Mateo 5, 1-12)
  

sábado, 7 de enero de 2012

ESTADISTICAS SOBRE CURAS CASADOS

ANALISIS CUALI-CUANTITATIVO DE LOS PRESBITEROS QUE INTERRUPEN POR DIVERSOS MOTIVOS EL EJERCICIO DEL MINISTERIO PASTORAL EN LAS IGLESIAS-DIOCESIS DE AMERICA LATINA.
MUESTREO COMPARATIVO MEDIANTE LA INVESTIGACION DE CASOS DE UNA REGION.
1.    INTRODUCCION.

REALIDAD VOCACIONAL SEGUN EL C.E.L.A.M. (CONFERENCIA EPISCOPAL LATINOAMERICANA).

     Una de las preocupaciones actuales más acuciantes de la Iglesia Católica es la pérdida del número de fieles, en contraposición con otras iglesias que con el tiempo han aumentado la cantidad de participantes en sus grupos religiosos que brindan respuestas más eficientes que aquella que durante siglos ha tenido la hegemonía del poder religioso.

 En el año 2.006 el C.E.L.AM. presenta una estadística referida acerca de la situación vocacional en los 22 países de America Latina.
  
“El Padre Alexis Rodríguez Vargas, del Equipo de Apoyo del Observatorio Pastoral y Secretario Ejecutivo del Departamento de Vocaciones y Ministerios-DEVYM del CELAM, presenta un interesante análisis sobre el crecimiento y la disminución de Vocaciones (quinquenio 2000-2005), en los diversos países del Continente, teniendo en cuenta el Documento de Aparecida.

Para la Iglesia Católica, los países  de América Latina y El Caribe son de gran importancia, por su dinamismo eclesial, por su creatividad y porque el 43% de todos sus feligreses vive en ellas; sin embargo, observamos que el crecimiento porcentual de la Iglesia no ha ido a la par con el crecimiento poblacional.

En promedio, el aumento del clero, y sobre todo de las religiosas, se aleja cada vez más del crecimiento poblacional en nuestra región.
       (D.A. Nº 100)”.

Es decir, que de acuerdo a la estadística Oficial de la Iglesia Católica lo cuantitativo revela que:
    Según el C.E.L.A.M., sobre el TOTAL de ordenaciones sacerdotales un 40% disminuye por casos de MUERTE y por casos de ABANDONOS del ejercicio del ministerio.
    Por cada 10 sacerdotes que se ordenaron entre 2000 y 2005, MURIERON o ABANDONARON el ministerio   04 sacerdotes. (Estadística NO actualizada).
TOTAL ORDENACIONES                        4.  522
ABANDONARON                                  1. 080       (23,9 %)
DEFUNCIONES                                          729     (16,1 %)

TOTAL BAJAS                                     1. 809        (40   %)


Cabe destacar que el análisis del C.E.L.AM. se basa en datos relevados por la Santa Sede. 
La nota al pie de página que comenta el Nº 100 del Documento de aparecida (D.A.) Nota 41, dice:

 “Mientras en el período 1974 a 2004, la población latinoamericana creció casi el 80%, los sacerdotes crecieron 44.1%, y las religiosas sólo el 8%. Cf. Annuarium Statisticum Ecclesiae).”

            Asimismo en el Documento del Observatorio Pastoral se aclara que:

  “Esta constatación de nuestros obispos ha motivado al DEVYM a reflexionar más sobre las estadísticas del Annuarium. Gracias al Fr. Francis Bonnici de la Pontificia Opera Vocazioni Sacerdotali de la Sagrada Congregación para la Educación Católica podemos presentar las estadísticas del 2000 al 2005 en 22 países del Continente. Esta información cuantitativa debe motivar al análisis cualitativo que cada país puede hacer acerca de su propia realidad.”

•”Si bien el crecimiento señalado por el D.A.  el número de presbíteros entre 1974 y  2004 es de un 44.1; para los 22 países analizados entre 2000 y 2005 es de un 11.93% en sacerdotes diocesanos (de 37.884 a 42.405) y un decrecimiento del 0.996% para sacerdotes religiosos (24.186 a 23.945)”
          
             Por lo que se deduce que el análisis es incorrecto puesto que compara dos periodos que NO coinciden con los años analizados.

            La comparación se hace con el periodo 1.974-2.004 (aumento de vocaciones presbiterales del 44,1%); con el periodo 2.00-2.005 (aumento de vocaciones del 11.93%), lo que indica que esta estadística  no es válida para constatar un aumento cierto en el numerario de presbíteros.

Es llamativo poner en una misma igualdad numèrica tanto a las DEFUNCIONES como a los ABANDONOS, cuando en realidad los presbiteros que NO fallecidos no abandonaron sino que INTERRUMPIERON el EJERCICIO del ministerio sacerdotal y/o pastoral por DIVERSOS MOTIVOS.

2. ENCUESTA APLICADA A UN SECTOR DE PRESBITEROS QUE INTERRUMPIERON EL MINISTERIO.
La edad promedio a la toma de la encuesta es de  55 años, teniendo en cuenta la franja de los encuestados que oscilan entre los 84 y 42 años.

En cuanto a la vida eclesial:
Las ordenaciones que prevalecieron fueron en la década del ´80 (1980-1990), siendo el 52% los ordenados en ese periodo.
La mayor cantidad eran de una diócesis del Gran Bs. As.
La edad promedio al abandono es alrededor de los 37 años; y el tipo de clero perteneciente es el SECULAR.
El periodo de interrupción del ministerio se dio de manera pareja en las dos últimas décadas: 1991-2000. (17%); y  2001-2010 (17%).
La mayoría (75%) dice no tener Dispensa, por no solicitarla.
En cuanto a la inserción educativo-laboral:
El mayor porcentaje se dedican a la Docencia (32%), o a un empleo en relación de dependencia (25%), una minoria alcanzo la jubilación, y hay mayor ocupación de funcionario público que de comercio.
Mas de la mitad no siguió una carrera profesional y solo una cuarta parte obtuvo titulo universitarios y/o terciarios.
En cuanto a la vida familiar:
El 80% se reparte en uniones de hecho y matrimonios civiles, y aproximadamente una cuarta parte accede a formalizar el matrimonio religioso.

En cuanto al tema de la Paternidad, el 80% tiene hijos propios.

 3.  CONCLUSION

Por lo que podemos sacar algunas conclusiones:

1)    Los sacerdotes que deciden INTERRUMPIR el ejercicio del ministerio lo hacen a una edad ya madura (alrededor de 50 años) por  lo que habria que cuestionar porque se agota el modelo de vida presbiteral.
2)    El contexto lo podemos ubicar en una década marcada por cambios muy profundos en la vida social y política (caída del muro de Berlín) y eclesial (un Papado que opta volver a la “Gran Disciplina).
3)    La inserción es en el medio educativo debido a la calidad humana e intelectual de la formación, que bien podría ser reciclada en el circuito de la misma iglesia.
4)    La mayoría (70 %) no esta definida su situación en cuanto a su estado (siguen perteneciendo al Clero pero NO EJERCEN y siguen figurando en el numerario del Anuario Pontificio) por no obtener la Dispensa.
5)    Esto último fundamenta que son casi el doble de lo que el CELAM cuenta como sacerdotes que han ABANDONADO el ministerio.
6)    Entonces la proporción seria de esta manera:

    Según la estadística de la FEDERACION LATINOAMERICANA DE SACERDOTES CASADOS Y/O SECULARIZADOS, sobre el TOTAL de ordenaciones sacerdotales un 60% disminuye por casos de MUERTE y por casos de ABANDONOS el ejercicio del ministerio.

    Por cada 10 sacerdotes que se ordenaron entre 2000 y 2005, MURIERON e INTERRUMPIERON el ministerio   06 sacerdotes.

    El 40% INTERRUMPE EL MINISTERIO SACERDOTAL O PRESBITERAL.

    EL 20 % FALLECE.

    Serian alrededor de 2.200  interrupciones del ejercicio ministerial en el lapso de los ùltimos CINCO AÑOS.

    Desde el periodo 1990 - 2010 se podría estimar unos 8.800 presbíteros que NO EJERCEN EL MINISTERIO PASTORAL de manera publica.

A modo de ejemplos simbólicos podemos mencionar a dos ICONOS PASTORALES que fundamentan que la falta de sacerdotes no solo se debe a que “el crecimiento porcentual de la Iglesia no ha ido a la par con el crecimiento poblacional”; sino que se debe a LA FALTA DE RENOVACION DE LOS MINISTERIOS PASTORALES EN LA IGLESIA CATOLICA.

Recordemos que en el AÑO 1.992 LEONARDO BOFF, sacerdote franciscano que ejercía el ministerio en  las comunidades de Base de Brasil, anuncia mediante una famosa “Carta a los Amigos” su decisión de interrumpir el ejercicio ministerial (desde hacia tiempo tenia un fuerte conflicto con la Congregación para la Fe, por su enseñanza de la Teología de la Liberación).

A fines del AÑO 2.006 el Obispo de San Pedro, de la Republica de Paraguay, FERNADO LUGO,  anuncia su retiro de la vida Pastoral por creer que su actividad en la política era un compromiso con su vocación y entrega al Reino.

GUILLERMO SCHEFER
VICEPRESIDENTE
FEDERACION LATINOAMERICANA
PARA LA RENOVACION DE LOS MINISTERIOS